Ionómero de vidrio: todo lo que debes saber

El Ionómero de vidrio es un material compuesto por un grupo de materiales tales como polvo de vidrio de silicato y acido de polialquenoico que tiene diferentes características entre las cuales destacan la reparación, abrasión y adhesión a los dientes, por esa razón, ese material se conoce más como cemento dental que con su nombre científico; a pesar de que existe desde hace muchos años, a partir de los años setenta para ser exactos.

Cuando este material apareció en el mercado su propósito principal era emplearlo de forma estética, es decir, para reparar algunos daños visibles en los dientes. sin embargo, luego comenzaron a notar que servía como protección para las caries, Y su uso se extendió para otros casos como, por ejemplo: sellar fisuras, reconstrucción, restauraciones entre otras.

Este material además tiene diversas características, clasificaciones, ventajas y con el pasar del tiempo se ha ido mezclando con otros productos de manera que se pueda emplear con diferentes fines. Como nos encanta estar siempre informados de todo lo que tiene que ver con nuestra salud, visitamos a los expertos de Qualident quienes nos contaron todo lo que se debe saber sobre el Ionómero de vidrio o cemento dental.

Características y propiedades del Ionómero de vidrio

Entre las características que posee este material se encuentran las siguientes:

  • El Ionómero de vidrio tiene una reacción química de ácido base, esto quiere decir que existe un intercambio iónico. este proceso también se conoce como fraguado e inicia al momento de mezclar el líquido con el polvo para convertirlo en especie de una pasta que luego se coloca en la cavidad dental que requiere de este material.
  • Este producto está compuesto por dos componentes, entre los cuales están el líquido y el polvo. dentro de la composición del polvo se encuentran los siguientes elementos: sílice, alúmina y fluoruro, mientras que en el líquido encontramos: Ácido poli acrílico, ácido itacónico, ácido tartárico.
  • Este material también diferentes clasificaciones de acuerdo al uso:
  • Ionómero de vidrio tipo I: se utiliza para restaurar una pieza de forma fija.
  • Ionómero de vidrio tipo II: es el que se emplea con fines estético. Su composición es diferente a los demás y por lo tanto no funciona para soportar mucha carga, de hacerlo solo se estaría favoreciendo ser más propenso a las fracturas.
  • Ionómero de vidrio tipo III: se utilizan como protectores cavitarios.

Ahora que ya conocemos algunas características, propiedades y como se clasifican de acuerdo al uso que se le otorgue, es necesario conocer de forma más amplia los diferentes tipos de Ionómero de vidrio.

Tipos de Ionómero de vidrio

  • Tipo I, también conocido como cemento de fijación y unión, su característica principal es que tiene una resistencia de carácter moderado, tienen rápida acción de fraguado y el uso que se le da comúnmente es el de cementar puentes, coronas, hacer algunas incrustaciones y para aparatos de ortodoncia.
  • Tipo II o cemento de restauración, este tipo se divide en dos partes: Tipo II a y Tipo II b. El primero tiene una relación entre polvo y liquido alta, se utiliza para hacer reparación de los dientes delanteros y requiere que se proteja de la humedad al menos unas veinticuatro horas luego de su aplicación, con geles o barniz especializado. Mientras que el segundo se utiliza para realizar reparaciones de los dientes que no se ven, fragua rápidamente y es bastante resistente a la humedad, por eso es que se emplea para restaurar o reparar los dientes que no perjudican la apariencia.
  • Tipo III cemento para base o revestimiento: este tipo tiene muy baja relación entre el polvo y el líquido lo que permite que pueda utilizarse como una base para que lo que se vaya a colocar en la cavidad dental quede bien adherido.

Usos del Ionómero de vidrio

Como hemos venido comentando a lo largo del artículo, este tipo de material se emplea como un cemento para reparar o proteger algunos dientes o incluso la dentadura, pero ahora gracias a la información suministrada por los expertos de Qualident te contamos como es más o menos el proceso de emplearlo de acuerdo a lo que se vaya a realizar:

  • En caso de que se vaya a utilizar como un sellado de fisuras, la forma de emplearlo es bastante simple, se coloca el sellador dentro de la fisura que tiene el molar, el cemento se mantiene en la base y contribuye a que no entren bacterias, ayuda a prevenir las caries y además se libera el flúor.
  • Cuando se va aplicar como un restaurador, se hace de forma manual con los instrumentos típicos de un dentista y se procede a colocar el cemento en la cavidad dental que se encuentra afectada. Esta técnica, además, es ideal para los niños que suelen tener un poco de miedo a los aparatos e implementos electrónicos con los que suelen trabajar los dentistas.
  • En resinas, para esto se mezcla el Ionómero con otro tipo de material muy similar a él, pero que lleva un proceso de mayor complicación. Sin embargo, esta combinación presenta un beneficio bastante importante en comparación con el Ionómero de vidrio tradicional y es que tiene una mayor resistencia, duración, tiene mayor protección contra la humedad, es más compatible que el tradicional y brinda una mayor protección contra las caries y las bacterias que ocasionan daños a la dentadura.

Por otra parte, este material también contiene una serie de beneficios que no podemos dejar de comentar.

Beneficios del Ionómero de vidrio

  • Tienen propiedades de adhesión, lo cual es importante porque se adhiere al esmalte dental, logrando que se mantenga unido al diente e impidiendo que los organismos no vuelvan a entrar a la cavidad que ha sido reparada con anterioridad. Otra ventaja que ofrece la adhesión es que no solo sirve para reparar fisuras, si no también para colocar metales como por ejemplo los aparatos de ortodoncia.
  • Posee bioactividad. Esto debido a que los componentes con los que está elaborado el Ionómero de vidrio permiten que se liberen iones activos biológicos como los son el flúor, el calcio, el sodio, el fosfato y el silicato. Como sabemos el calcio es uno de los minerales esenciales para los dientes, al igual que el flúor, además todo esto puede garantizar el poseer una dentadura saludable.
  • Brinda un efecto anti caries. De acuerdo a diversos estudios realizados, a los pacientes que se le ha aplicado la restauración con este material, las caries no vuelven a afectarlos de forma directa, ni vuelven a causarle ningún tipo de daño.
  • Libera flúor, lo cual es muy positivo para el diente reparado y para la cavidad bucal en general, ya que el flúor ayuda a mantener el esmalte dental, además también se ha comprobado que son buenos cuando se aplica material de ortodoncia.
  • En caso de que sea necesario volver a realizar una reparación, a diferencia de otros materiales es bastante sencillo de retirar sin ocasionar daños o efectos secundarios durante el proceso.
  • Otra ventaja sobre este material es que no presenta efectos secundarios, a menos que a la persona que se le aplique sufra algún tipo de alergia a los componentes del Ionómero de vidrio.

Ahora bien, así como el Ionómero de vidrio o cemento dental tiene estos importantes beneficios, también tienen una serie de inconvenientes o desventajas que se hacen necesarias conocer solo para saber y podemos hacerlo a continuación:

Desventajas e inconvenientes del Ionómero de vidrio

  • Algunos tienen una calidad bastante baja, por lo tanto, no poseen una alta resistencia, lo que ocasiona que puedan ser frágiles, puedan quebrarse con facilidad o desgastarse en poco tiempo.
  • Si se emplean los que tienen propiedades convencionales puede suceder que no soporten durante mucho tiempo la reparación.

Fuera de esto, este material tiene más ventajas que desventajas y por eso es que se ha empleado en reparaciones de dientes, cavidades, prótesis y ortodoncia desde los años setenta, por supuesto con el avance de la tecnología y la combinación con otros materiales se ha logrado crear un mejor cemento dental que sirva durante mucho más tiempo.

 En conclusión

El Ionómero de vidrio es un material que se utiliza como cemento dental para realizar algunas reparaciones en la cavidad dental, tiene propiedades de adhesión que garantizan que la pieza no vaya a moverse y que además posee otras como la bioactividad gracias a los procesos iónicos en los que interviene, libera flúor, calcio y otros minerales que son importantes para la salud dental.

Estudios han demostrado que este tipo de cemento dental tiene propiedades anti caries, así mismo al combinarse con materiales como la resina presenta una mayor duración.

Por otra parte, existen diferentes tipos de Ionómero de vidrio y se clasifican de acuerdo al uso que se le dé. Generalmente se emplea para reparar fisuras de un diente o molar, además los protege de que nuevamente puedan sufrir algún daño. Así mismo, también se le da el uso de base para algunos implantes y también para adherir metal como es el caso de la ortodoncia.

Compártenos

Últimas publicaciones

Publicaciones relacionadas

La ropa personalizada, conoce más...

La ropa personalizada, cada vez está más de moda y es algo que nos confirman desde ya los la empresa anitials.com, que llevan ya un tiempo siendo una de las destacadas en el este segmento. No nos olvidemos que la moda es de los sectores que está sujeto a más…

Innovación en la que puedes confiar: los 5 desarrollos tecnológicos más importantes para prácticas arquitectónicas inteligentes

Antes de que el avión reemplazara a la diligencia, entregar cartas a largas distancias era un proceso que llevaba meses. Antes de la invención de la lavadora, lavar la ropa era un trabajo agotador y sudoroso. Y antes de que la grúa revolucionara la industria de la construcción, la construcción…

¿Cómo elegir al cirujano ideal para ti?

¿Cómo elegir al médico cirujano ideal para ti? Una de esas preguntas que muchos pacientes se hacen como nos comentan desde sus años de labor profesional en cqcaleroymanzano.com, por eso hace falta hablar un poco del tema para así poder clarificarlo. ¿Qué hace un cardiólogo pediatra? Con frecuencia se oye…